jueves, 7 de enero de 2010

HANAN

Este grupo se muestra con bastante convicción e ímpetu. Sobre antecedentes como Mushiik, el proyecto echa mano de la mitología prehispánica, en este caso incaica. El mayor logro está en el diseño de personajes, que combina osadamente el estilo de un manga en dirección al mecha con el de los dioses de mil rostros en las estelas de roca. Los seres múltiples de identidades inmensas recuperan sus dimensiones épicas en la dinámica de estas imágenes. Igualmente, la trama es una reinterpretación compleja de la misma alta mitología e incorpora personajes como Wiracocha y los hermanos Ayar, incluso pertenecientes a distintas versiones de la mitología. Sin embargo, la complejidad de esta trama juega en contra de su propia narrativa, pues la historieta ya asume un dominio bastante amplio por parte del lector respecto a la mitología de base y no se detiene a dar su propia versión de los hechos que la anteceden, por lo que la galería de personajes resulta bastante confusa y hasta a momentos absurda. El problema de narración también se ve en el uso de las viñetas, que a menudo no permiten componer la totalidad de la situación, o los globos que no se distinguen de las cartelas, si son pensamiento, narración o habla y de qué personaje. Finalmente, la redacción del texto tiene graves carencias de puntuación, lo cual tampoco ayuda a la lectura.
Este último grupo de errores se nota mucho menos en la otra historia del equipo, iniciada en la segunda entrega de su revista. New Age Project no parte de referencias externas directas. Su trama y diseños hasta el momento son bastante más simples, y eso también se refleja en la totalidad de sus viñetas: mientras Hanan presenta cuadros atiborrados de miembros múltiples y saturados con efectos de sombreado; NAP muestra grandes espacios blancos con figuras humanas estiradas pero sin apéndices, en secuencias pausadamente desglosadas y claramente comprensibles. Algunos personajes pueden resultar llamativos, pero aún queda mucho por desarrollar en torno a ellos.
Con el interés que demuestran sus miembros, sin duda habrá tercer y cuarto número siempre y cuando los lectores no se pongan demasiado angurrientos. Esperemos que sigan mejorando, que el proyecto de veras lo merece.

Blog de Art Team Perú

No hay comentarios.: