lunes, 13 de marzo de 2017

Presentaciones en Lima

He caído desde un invierno mediocre hacia el verano más aplastante en la hisroria de esta húmeda ciudad. De los caños sale humo y borbotones de agua de huaicos. Los edificios siguen creciendo, la red de transporte se ha expandido y sin embargo las congestiones siguen cada vez peor. Las mentes despiertas están en plena acción y aunque el terreno siga siendo árido, se movilizan contra las corrientes de arena. Y entre tanto, casi antes de darme cuenta, ya tengo confirmadas varias resentaciones.

Este mismo jueves 16 a las 7 daré un taller en el espacio Casa Alkimia, en la Calle La Puente y Cortez  367, Pueblo Libre. Experimentaremos con algunas técnicas usadas para escribir lo que yo suelo llamar narrativa épica. Un tema importante será el viaje del héroe, también conocido como sopa campbell, y algunas alternativas a la receta. La inscripción cuesta 50 S/. y empieza con un mail a casalkimia@gmail.com

El viernes 17 será el evento principal: la presentación de la versión impresa de Las Crónicas del templo negro. Será a las 8 en la librería Arcadia Mediática, en el Jirón Rufino Torrico 885, Cercado de Lima, a una cuadra de Quilca. El libro ha sido impreso de manera artesanal por Luis Arbaiza y será distribuido en ferias y eventos. Es apenas un microtiraje, espero que el primero de varios. En la presentación, el escritor Hans Rothgiesser y el historiador y editor Héctor Huerto también darán sus perspectivas en torno al espinozo tema de la nyngerología. La entada es libre, el libro está a 15 S/.

El otro jueves, el 22, tendré ocasión de dar una charla más. Hablaré sobre en el Café Filosófico Búho Rojo en la Calle Benjamin Ugarteche 181, Pueblo Libre (ex jirón Callao). El tema será, por supuesto, el potencial filosófico de la literatura fantástica. La entrada es libre, espero intensos debates.

Además hay reencuentros con amigos y profesores, intervenciones en clases de literatura y quizás hasta algún evento friki. El primero de abril será la presentación de la revista Nictofilia, cuya nueva edición contiene un cuento que escribí en cooperación con el Meastro del Mal Carlos Carrillo. El volumen trata de horror erótico y nuestra contribución gira en torno a una siniestra diosa antropófaga. La presentación promete tener perfórmances y freakshows. Pero para entonces, yo ya no estaré aquí.

miércoles, 22 de febrero de 2017

Congreso e impresión

Acaba de comenzar, en la Casa de la Literatura Peruana, una entrega más del Congreso de Literatura Fantástica que Elton Honores viene organizando incansablemente y, según me entero con cada vez mayor acogida. Entre muchas novedades y atracciones, también habrán algunos ejemplares recién impresos de Las Crónicas del templo negro. Se estarán vendiendo en Combo junto con la nueva edición ilustrada de Thecnetos de Luis Arbaiza solo hasta el sábado.

Mañana hablarán algunos escritores veteranos sobre sus nuevas obras y reediciones: Isabel Sabogal, Hans Rothgiesser y Alejandro Susti, entre otros. El viernes estarán varios escritores nuevos y habrá un homenaje al pionero Harry Belevan, quien estará presente para discutir su perspectiva sobre las últimas décadas de lo fantástico en el Perú. Además, habrá varias mesas sobre historieta que, aunque parezcan en su mayoría dedicadas a localismos y pedagogía, ya son una avance por su mera presencia.

Pueden ver el programa completo aquí.

miércoles, 27 de julio de 2016

Otros Cronistas

Una nota más sobre el Ebook "Las Crónicas del templo negro", el cual ya pueden conseguir en Smashwords, Amazon, iBooks y otros.

Al final del Ebook, bajo el Cionaverinis, aparecen los nombres de las personas que han hecho posible la edición. Se han acumulado a lo largo de los años personas que abrieron uno y otro camino, en lo que el libro acabó siendo. No puedo darle prioridad a ninguno, por lo que simplemente los he nombrado en orden alfabético.

Luis Arbaiza: Autor de ciencia ficción que le dio una revisión al texto en el 2014. Ha estado apoyando para difundirlo y darlo a conocer. Se encuentra preparando la segunda parte de su obra de ciencia ficción, el Hyperthecnetos, para el cual ya he aportado un capítulo.

Andrian Diwadmodjo: Ilustrador en cuyas visionarias páginas conocí, por el 2002, por primera vez a la figura de Shulivra Dalcion. Al buscar la conexión con la historia de Athorlian, di con las crónicas y gran cantidad de otro material que me tomará varios años más traducir y pasar en limpio. La verdad, incluso he perdido varios de los apuntes de nuestros primeros proyectos de cooperación y tendría que intentar reconstruirlos de memoria.

Fernando Iwasaki: Novelista de corte histórico con una fina ironía. Quienes han seguido este blog verán que ya he tenido varias ocasiones para mencionarlo. Lleva buen tiempo apoyándome, desde que comentó mi primera novela, El empalador, cuando estaba por salir. Para las crónicas y otros textos más breves también me ayudó con varios contactos. Ha sido inspiración y faro a lo largo de los años.

Rauf Neme: Colega literato de la UCSS, profesor de textos vetustos y autor modesto de varios textos fantásticos inéditos. Revisó las crónicas en el 2013 para asegurar su rigor académico y acabó dándome un gran impulso para publicarlo.

Manuel Vejarano: Colega de la UCSS estudioso de lo fantástico, el cómic y demás viñetas siniestras, además de editor de Ebooks. Me inició en el formateo del Epub, con lo que pude llevar el libro a su forma hipertextual.

lunes, 6 de junio de 2016

Primeras reacciones

Ya vienen saliendo las primeras reacciones a las Cronicas del templo negro. Daniel Salvo, una de las autoridades que impulsan el movimiento fantástico peruano, ha publicado una breve pero convincente nota en el diario El Peruano. Interpreta a los nyngeros como dioses creadores que interactúan con los humanos de manera ambigua. La posición prometeica, entre los dragones originarios y los mortales, es otra perspectiva más que no había considerado. Reproduzco con agradecimiento el grueso de la nota:

Yue logra una visión original donde las haya: narrar un mito de los orígenes desde la perspectiva de los propios dioses de la creación. Como si H.P. Lovecraft hubiese narrado sus mitos desde el imposible punto de vista del Gran Cthulhu. Así, las entidades del templo negro, situado en un espacio mítico e inubicable, se enfrentan a su propia divinidad. Esto les confiere una peculiar psicología, ajena y cercana a los humanos, a quienes ven como seres tanto dignos de lástima y desprecio, como objetos de su deseo carnal. Acompañan al texto notas bastante inquietantes en cuanto a su posible origen y veracidad, además de un grato ejercicio lingüístico en torno al significado y pronunciación de ciertos términos.

Mientras tanto, yo anduve con el círculo iberoamericano de Dortmund, un espacio receptivo por estos lares para la creatividad en español. Ahí también el público, conocidos y casuales, recibió con gran interés los conceptos que les resultaban tan enajenantes como a cualquiera. Adjunto un video de parte de la sesión.



Ademas, la página del libro en Smashwords ha pasado los 100 Likes. ¡Gracias a todos los que mantienen su apoyo a lo largo de los años! Por otra parte, me hicieron notar que ahí no se puede ver el preview del libro. En Amazon sí está disponble.

domingo, 22 de mayo de 2016

Cónicas del Templo Negro

Después de muchos años de revisión y de buscar la forma de editarme, he vuelto a decidirme por la autoedición. El 4 de julio estará disponible el Ebook que desde ya puede reservarse en preventa por Smashwords, iBooks, Amazon y similares. Ocasión para volver a poner algo en este blog, aunque ya lleve nuevamente un año de muerto, así al menos cubro más canales.

En este caso no se trata realmente de una novela (aunque se deje leer como tal), sino de una revisión, traducción y recomposición hypotextos varios. El resultado, como decía, se deja leer a varios niveles. Las notas al pie son una parte esencial de la historia o representan, en todo caso, una metahistoria que corre a otro nivel y se intersecta con el relato principal. Por ello mismo el formato me ha dado muchos dolores de cabeza, pero finalmente me he decidido por la versión en Epub, mientras que Txt o Pdf no serán posibles por el momento. Tampoco existe, por ahora, una versión impresa. La ventaja del digital es que lo vuelve accesible más allá de la distancia y sé que tengo lectores desperdigados por Latinoamérica y España en lugares donde la logística editorial es más que deficiente. La desventaja es que tendrán que instalar un programa lector en su dispositivo, pero hay muchos de esos grauitos por ahí. Espero que, de esta manera, puedan más ser partícipes en el coro de voces de la nyngerología.

Para muestra, un botón. Aquí una parte más bien avanzada del relato, de hecho una de las últimas que descubrí al revisar esta edición en el 2013.


Esto les diré sobre el orgullo de los nuestros y la muerte, pues sé que a todos atañe, mas ninguno ha sabido darme la respuesta al dilema para explicar o condenar lo que en el desierto vi.

¿Debiera yo acaso llevar el nombre de Dalcion? Supe lo mismo que él, para ver a la distancia más allá de mis ojos sin que nadie me lo enseñara, mas por mi propio ingenio. Y fue de esta manera que pude percibir1 la vastedad de las tierras, la locación de los pueblos mortales y la muerte del dragón rojo mucho antes que Sagascier supiera de ella. Mas en toda la extensión que mi mente abarcó no había más que arena, rocas y escasos espejos de agua, además de los seres que sólo buscan repetirse a sí mismos creando más de los suyos. Y lo único que se renueva y modifica todo es la voluntad de los nuestros, por lo que no he podido hallar otra cosa que me sea grato de observar. Entre los nuestros en cambio observé a quienes esculpían las rocas en formas que desafiaban la naturaleza, o que cambiaban la constitución de los animales para tornarlos en nuevos seres, y muchos otros que viajaron sin tregua hasta más allá del horizonte de mi percepción, hacia zonas que nadie del templo ha podido siquiera divisar. Estos y tantos otros portentos percibí siempre a la distancia sin necesidad de que ellos me vieran, pues sin la promesa de libertad en la que ha sido fundado este templo, toda compañía me es odiosa.
 

Vi así a quien dos de los nuestros encararse en las planicies abiertas. Y aunque intentaron comunicarse y reconocerse, tras los años de separación habían olvidado los mutuos rostros e incluso el lenguaje. Así cada uno de ellos echó a hablar las palabras que en su voluntad forjaban, mas ninguno pudo entender al otro. Ciertamente, si no fuera por mis habilidades o las de Dalcion, o por esta escritura de Avernian, aquí en el templo tampoco pudimos haber vuelto a usar el lenguaje como si fuera el de nuestros inicios.
 

Mientras así hablaban pues los dos en la planicie, viéronse rodeados de una gran masa de mortales que los miraban con odio y se disponían a atacarlos. Y atacaron primero a uno, quien ferozmente los empujó con el mero poder de su mente y empezó a cortar sus cabezas con el filo de sus manos. Mas los mortales seguían viniendo, y así lo atacaron también por detrás y aunque fuera cien veces más fuerte que uno de esos despreciables seres, cien de ellos fueron mas fuertes que él, y redujéronlo sin piedad. Vio esto el otro de los nuestros hecho a un lado, mas sabiendo que ese era su destino no interfirió en la batalla hasta que fue el primero muerto y los mortales lo atacaran a él. Y así fue que entonces clamó con todo lo que pudo e hizo estallar los aires frente a él, quemando a cientos de mortales con su ira, mas aun eran más que él y lo atacaron también por otros lados, y gravemente pudieron herirlo. Sin embargo, gracias a su enorme fuerza pudo sobrevivir y reducir más el número de enemigos, y cuando estos se supieron menos de cien, reconocieron su debilidad y huyeron amilanados.
¿Qué es pues, más importante? ¿Qué significa aquel vivir que en el templo se reclama como juramento? ¿Es el seguir con vida para así seguir cambiando y deseando? ¿O es el actuar de acuerdo a nuestras propias voluntades, cambiando lo que nos rodea aunque ello conlleve a nuestra destrucción? Dejo este enigma en esta piedra hasta que alguien sepa dar sentido a estas palabras del juramento:


Ver, Vivir, Cambiar
 

Seshkeroth, duocentésimo quicuagésimo octavo día del sexagésimo octavo año de la primera era del templo.